John Lennon, un asco de ser humano (como todos)

Oh, John...
Oh, John…

Si estás en Internet, tienes que indignarte

Me indignan tus preferencias, tus temas de conversación y tu falta de compromiso. Me indigna que no pienses como yo, que no sepas lo que yo sé, que prefieras no intervenir. Me indigna tu foto, me indigna lo que dices, me indigna lo que piensas. Sobre todo cuando piensas idioteces que te esmeras en sustentar.

La indignación es la principal herramienta que tenemos para renovar nuestros temas de conversación en ‘las redes’, porque el estar instatisfecho es útil para la producción de información en estos años. Es progreso. Sentimos como que avanzamos cuando corregimos a alguien, haciéndole saber que está equivocado. Estamos llenando páginas que nadie va a leer pero que siempre van a estar ahí, en algún rincón de ‘la web’.

A menos que alguien cometa la locura de editarte un libro.

Pero por su naturaleza misma, esta indignación es pasajera. Dura lo que dura un comentario. Muy pocas veces está justificada. Y no es un fenómeno limeñasho locasho, es mundial. ‘RPP Noticias, a través de Capital’ lo demuestra así:

Todo mals con John Lennon.
Qué carajos con las ONGs

Pero tu indignación es inútil

Cuenta Radio Capital que “[l]os seguidores de The Beatles están en shock” por culpa de un video que “salió a la luz” (bien mesiánica la grabación) donde podemos ver a John Lennon imitando a “gente con problemas motrices” (¿por qué decir ‘retardado’ ahora es tabú?) en un concierto de “la década del 60”:

El clip fue descubierto y difundido por el canal británico Channel 4 y puesto al aire en el programa “It was all right”. En las imágenes se puede ver como el cantante hace ademanes y gestos como burlándose de estas personas. Además, pide al público que aplauda. El diario Daily Mail se encargó de recoger esta información.

Muy bien. Vamos a ir bajando la velocidad, nos vamos a cuadrar aquí nomás y nos vamos a bajar del carro porque estamos muy cerquita de irnos a la mierda. Aquí una lista de elementos que preocupan:

  • Primero: Ningún seguidor de The Beatles está en shock porque si miras tu reloj te darás cuenta que no es 1966 y John Lennon no acaba de decir que su banda es más grande que Jesús, lo único realmente controversial que alguna vez dijo.
  • Segundo: El clip que ha sido “descubierto y difundido” viene circulando por YouTube hace tiempo. Cuando lo buscas (algo que deberías hacer si vas a escribir sobre ello), te aparecen dos videos (uno del año pasado, otro de hace dos años).

Porque indignarse es un negocio

Indignado, fui a ver qué era lo que el Daily Mail había escrito, lo cual fue innecesario porque Capital había hecho un resumen bastante bueno. La fuente de la indignación fue It was alright in the (Estaba bien en los…) cuya chamba queda clarísima en la descripción del programa:

Narrado por Matt Lucas, It Was Alright in the… vuelve a ver la televisión del pasado, mostrando extractos que dejan boquiabierto y una gran variedad de perplejas, divertidas y horrorizadas reacciones.

La descripción que hace Billboard también es útil:

It Was Alright ha sido diseñado [como programa] para enfocar las maneras como la industria del entretenimiento y nuestros estándares respecto a lo que es un comportamiento aceptable han cambiado a lo largo de las últimas décadas.

Aquí en el Perú también tenemos opciones para indignarnos. ¿Quieres indignarte con la miseria? Andrea Llosa tiene lo que necesitas. ¿Quieres indignarte todas las mañanas? Esa es la función de Federico y Verónica. ¿Quieres indignarte contigo mismo? Entra a Facebook y envidia a ese ser que todavía tiene tiempo para comer una ensalada de frutas al medio día.

Lo paja de indignarse es que lo puedes hacer en cualquier medio, en cualquier lugar. Por eso es que indignarse es un negocio y uno que rinde buenos frutos (de ahí que esté en todos lados).

Lo malo es que John Lennon no va a salir de la tumba para disculparse y si lo hiciera debería disculparse por pegarle a su exesposa y abusar emocionalmente de su hijo Julian. Por eso indignarse con alguien que literalmente ya no existe, que lleva 35 años bajo tierra y de quien a estas alturas no queda ni el cajón, es estúpido pero te mantiene ocupado.

You might also like More from author

Comments are closed.